Los cambios vertiginosos a los que todos, empresas y personas, estamos siendo sometidos no tienen parangón en la historia. Las nuevas tecnologías son el gran catalizador de estos cambios, que transforman nuestras vidas y también la forma de gestionar las empresas.

Esto está provocando que directivos y empleados que no desarrollen nuevas estrategias, modelos de gestión y capacidades digitales, tendrán un futuro incierto y seguramente más corto; de hecho eso ya está sucediendo. Así, el indicador de la vida media empresarial en las compañías del índice S&P ha pasado de sesenta años en 1960, a una media de quince años en la actualidad.

La innovación juega un rol preponderante dentro de las capacidades estratégicas del sector para hacer frente a los grandes cambios o megatendencias que nos afecten a todos.

La digitalización, así como la innovación, requieren estar alineadas con la estrategia corporativa y sus prioridades. La innovación no es un producto de la inspiración espontánea de unos pocos individuos encerrados en laboratorios de I+D+i. En realidad la innovación puede y debe ser planificada para orientarla a resolver retos derivados de la estrategia de los negocios, es decir, debe ser una capacidad para generar y desarrollar ventajas competitivas sostenibles. Esto exige contar con un modelo de gobierno de la innovación que analice, priorice, incentive y apoye las ideas tanto internas como externas (open innovation) y que asegure un ambiente que permita probarlas sin que se castiguen los errores.

Darwin ya nos enseñó hace más de 150 años que los organismos que aprenden, cooperan, se adaptan e improvisan, son los que prosperan; los otros desaparecen.

La innovación se genera en cualquier lugar de la empresa y todos somos capaces de innovar, por tanto todos tenemos la responsabilidad de reinventarnos y de ayudar a reinventar nuestras organizaciones. Si lo conseguimos no sólo tendremos empresas más competitivas, sino más longevas y el dilema de “innovar o morir” estará resuelto…, al menos temporalmente.

Fuente: http://www.expansion.com/economia-digital/protagonistas/2017/04/22/58f9d56be5fdea4e6e8b45d2.html

Advertisements