Wright Electric, una ‘startup’ estadounidense, se ha marcado un objetivo muy ambicioso: desarrollar en los próximos 10 años una aeronave eléctrica, con capacidad para 150 pasajeros, que pueda operar vuelos de menos de 300 millas (482 kilómetros), una distancia algo inferior a la que separa Madrid de Barcelona (504 kilómetros). Por el momento, Wright Electric tiene un acuerdo de colaboración con Easyjet y 10 años por delante para cumplir su promesa.

Para ello, la compañía se ha propuesto un plan a 10 años vista en el que espera que la evolución de la tecnología eléctrica sea la que marque su hoja de ruta. Si la eficiencia de las baterías ha mejorado lo suficiente, podrán construir aviones 100% eléctricos. Si todavía no han conseguido la densidad necesaria, podrán apostar por una mezcla entre motores tradicionales que cargarían las baterías de la nave y que impulsarían los motores eléctricos, al estilo de lo que hacen en la actualidad coches como el Chevrolet Volt o el Opel Ampera.

La estrategia de Wright Electric apuesta por mantener un diseño tradicional que cumpla con la reglamentación de las autoridades aeroportuarias y que les permita operar en ese 30% de vuelos operados por aviones de fuselaje estrecho cuya distancia se encuentra alrededor de los 450 kilómetros. Una porción de mercado que la ‘startup’ valora en unos 26.000 millones de dólares.

Según Wright Electric, el año pasado Boeing y Airbus vendieron 967 unidades del 737 y el A320, los aviones con los que pretende competir

Fuente: http://www.elconfidencial.com/tecnologia/2017-03-23/aviacion-electrica-pasajeros-renovables_1352718/

Advertisements