Los retos forman parte del futuro de una nueva economía más abierta. Una economía basada en el concepto de la Open Innovation en la que las empresas entienden que existe mucho talento tanto dentro de la empresa como fuera, y que se pueden realizar acciones estratégicas mezcladas con el objetivo de generar innovación, una innovación más rica en ideas creativas y distintas a las tradicionales.

Esto hoy día se puede hacer gracias a tres elementos que coexisten. En primer lugar, en las empresas está calando de forma progresiva una cultura más abierta hacia el exterior, buscando nuevos mecanismos de colaboración.

En segundo lugar, en el mundo desarrollado las personas han cambiado parte de las  motivaciones que les guía acentuando sus necesidades de reconocimiento y de auto realización, tal y como ya decía Maslow con su estudio de motivaciones personales a través de distintas fases gráficamente explicadas mediante una pirámide. Además, desde el enfoque de las personas, los retos funcionan porque las personas tenemos una mente cada vez más competitiva. Nos gusta competir para ganar. Además, el ser humano está diseñado para superar objetivos difíciles, y esto lo hemos conseguido tras miles de millones de años de evolución en los que hemos superado los retos más difíciles de la vida.

En tercer lugar, la Open Innovation para las empresas se produce gracias a la tecnología y su capacidad de conectar a cientos de miles de personas con otras personas, empresas y cosas. Es la democratización de la conectividad.

 

Fuente: http://comunidad.iebschool.com/iebs/emprendedores-y-gestion-empresarial/retos-para-emprendedores/

Advertisements